Cuando Trump se presentó a la Presidencia en 2016 el mundo universitario-académico en bloque le dio la espalda. Aquella actitud abarcaba por igual a dos grupos contrapuestos, 1) el de los profesores de universidad entregados a las más feroces y rampantes ideologías y 2) el de todos los demás ♦ Los primeros veían en Trump una amenaza al régimen de intereses que alimenta sus salvajes ideologizaciones. Los segundos veían en Trump un tipo zafio que, sin educación ni maneras, estaba intentando ocupar un espacio que no le correspondía ♦ Hoy en día, cuatro años después, la situación ha cambiado mucho y ese es justamente el tema de este cuaderno ♦ Es tremendamente interesante –e iluminador para comprender lo que estamos viviendo– escudriñar con detalle el cómo y el porqué de estos cambios.

Ultimas publicaciones